TURISMO

A OLITE

La ciudad de Olite histórica y monumental, cuenta con grandes atractivos para el viajero, una ciudad donde pasear por sus calles representa ya una delicia porque olite_8.jpg (8481 bytes)en ella se huele la historia que ha dejado profunda huella. Y es que varios monarcas navarros frecuentaron Olite, donde se construyó un palacio real y celebraron sesión las Cortes del reino. Carlos III el Noble eligió la localidad como residencia predilecta y en 1407 la instituyó en cabeza de un nueva merindad. El castillo Palacio de Olite es el resultado de diversas etapas constructivas. La parte más antigua, datada en el siglo XIII, ha sido habilitada como Parador Nacional. Cerca del castillo podemos encontrarnos con hermosas construcciones como la Iglesia de Santa Mª la Real, , asimismo muy cerca podemos entrar a los pasadizos medievales, donde además se encuentra la oficina de turismo y donde se llevan a cabo exposiciones de todo tipo. Podemos también acercarnos a la Iglesia de San Pedro, al convento de San Francisco o al Monasterio de la Clarisas. Pero Olite conserva además numerosas casas palaciegas de los siglos XIV al XVIII y que podremos ver si nos paseamos su calles del casco histórico donde podremos disfrutar también de un ambiente especial para probar los sabrosos caldos de sus bodegas y su gastronomía. Unas bodegas que también tenemos la oportunidad de visitar. Olite es un lugar ideal para perderse un fin de semana y disfrutar con la historia y con otras muchas cosas que nos sirve esta ciudad emblemática.

 

     Foto: Olite. Castillo - Palacio   
A